Mantén la Olla siempre limpia.

Mantén el Tubo de Escape siempre limpio y sin obstrucciones.

Verifica que la válvula de seguridad esté limpia y libre de cochambre y en la posición correcta; esto garantiza su buen funcionamiento.
*Si la observas dura o tiesa, cámbiala por una nueva.

Verifica que el empaque de hule no está duro, con cuarteaduras o con poca flexibilidad; de ser así cámbialo por uno nuevo.
*De cualquier modo es recomendable cambiarlo cada 6 meses.

Usa siempre refacciones originales; de lo contrario, la Olla no funcionará como es debido.